CÒSMIC (La Mussara)

Bonito nombre para un sector. Ciertamente las vistas que tenemos desde el son preciosas, sobretodo cuando la luz del otoño, al medio día, enciende todo lo que abarca nuestra mirada.

No hay ni una sola nube en el cielo, el sol no puede ser más radiante y la temperatura, pese a ser un poco fría para estas fechas (12º), resulta agradable. Hemos cogido los cachivaches de escalar y con ellos a la espalda casi que llegamos a Vilaplana, pero que tontos, no es tan abajo, en la reseña lo pone bien claro: Les Airasses, situado bajo el pueblo de la Mussara. Han sido unos 20 minutos entre subir y bajar por el espeso bosque de pinos, tejos, coscojas, acebos….. El olor a hongos es muy penetrante y caminar entre esa vegetación es muy placentero. Lo hemos tomado como un precalentamiento.

Siempre me ha llamado la atención el pueblo abandonado de la Mussara, desde allí tenemos el mejor mirador de todo el campo de Tarragona. Situado a 990 metros, tenía 24 viviendas además de la iglesia y el xalet de les Airasses. Este xalet era un refugio para excursionistas, situado en la punta del mismo nombre, y realmente es un balcón privilegiado. Este refugio data del año 1926, actualmente solo quedan vestigios de lo que algún día ocurrió en aquel lugar.

NOTA: Las fotos no son de este fin de semana, son de mi archivo particular. Desgraciadamente me olvidé la cámara de fotos en casa (últimamente mis despistes empiezan a resultarme un tanto preocupantes). La sierra estaba preciosa, engalanada con los tibios colores de esta bonita estación, la luz del sol era cálida, dorada y conforme caía la tarde iba cubriendo de tonalidades rojizas las rocas y el bosque. El otoño es brevísimo en este lugar, solo espero volver pronto para llevarme conmigo una muestra de lo que es.

En el centro de la Vila aún queda en pie la iglesia y la balsa (actualmente restaurada) que recogía el agua de la lluvia, agua de la cual se abastecían sus habitantes por la falta de fuentes en el lugar.

Los bordillos en donde escalaremos hoy son de unos 6-8 metros y van a salir a este mismo balcón. Bajaremos por la parte izquierda de les Airasses y allí nos encontraremos con la primera vía. En total y según las reseñas hay unas 14 ó 15 que van del IV al 6b. Tuvimos gran cantidad de espectadores que miraban con curiosidad el empeño que poníamos en subir por un lugar más difícil que por donde lo hacían ellos. El equipamiento deja bastante que desear, los descuelgues son parabolts y en algunos sectores que también hemos estado, El Teix, casi que es mejor descolgarse de uno de ellos. Está todo muy oxidado y no nos da mucha confianza, nos decimos que tenemos que aprender a resolver conflictos de ese tipo y que siempre no vamos a encontrar los equipamientos flamantes. Decir que de todas las escuelas en las que hemos estado en Tarragona, es la más descuidada, e imagino que por falta de medios.

Creo que el mejor lugar para acceder a la Mussara, viniendo de Reus es desde l’Arbolí y atravesando lo que antiguamente eran las instalaciones militares de “Los Castillejos”. Personalmente es la zona que más me gusta y que más disfruto cada vez que vamos. Este domingo había muchísima gente buscando rovellons (níscalos), muchos coches aparcados en la carretera y para mi gusto, demasiada gente merodeando por el pueblito.

Hemos quedado a comer en el Regufio La Mussara(629750484) con unos amigos pero como aún es pronto nos acercamos al sector La Quilla (El Teix) y hacemos el tonto un buen rato. Ha sido muy divertido porque más que escalar lo que hemos hecho ha sido experimentar con los gatos en la roca, sobretodo el equilibrio. Uno de los “ejercicios” ha consistido en intentar subir sin tocar la roca con las manos y si se tocaba, solamente hacerlo con la punta de los dedos, evitando a toda costa agarrarse con ellas. Otra de las ideas se basaba en buscar un apoyo para un pie y una mano y soltar el otro pie y la otra mano e intentar equilibrarse sacando el culo. Mi compañero creo que se lo ha pasado mejor que yo, se reía de mí diciéndome que meneaba demasiado las caderas mientras intentaba no caerme, que más que escalar parecía que le estaba dando clases de la Danza del Vientre. En fin!!

Ha valido la pena el rato empleado porque luego hemos subido la misma vía por un lugar con agarres menos evidentes y con menos trabajo que al principio, creo que algo hemos progresado.

Estas son fotos de este verano pasado en el sector “El Parvulari” (El Teix)

La Mussara tiempo atrás

3 comentarios

  1. Lastima lo de la cámara, aun así las fotos sirven para hacerse una idea. El pueblo abandonado parece majo, me atraen bastante esos pueblos.

    Salu2 😉

  2. hay una actuación en firme del Ayuntamiento de Vilaplana para conservar el entorno a la Mussara, sobre todo la iglesia, dice la leyenda popular que este entorno tiene poderes isotéricos

    saludos, y buena excursión por la zona del Baix Camp

  3. Me alegro que no dejen caer lo que queda (no me extrañaría que cualquier día alguien se lleve un susto con la iglesia, y será estupendo si solo es un susto). Restaurarán el núcleo del pueblo y la iglesia para construir un equipamiento público con vistas a la aprobación del futuro parque Natural de las Montañas de Prades.

    La noticia completa:

    http://www.lopedris.com/opinio_W.asp?IdOnLine=1037&SelTabla=OnPremsa

    Conozco la faceta “expediente X” de los alrededores, jajajajaja, he oído muchas historietas a cual más divertida. Nunca he visto ni oido nada más de lo que quiero ver u oir, ;-))) Eso sí, algo hay en el ambiente de aquellos parajes porque cuando vas la primera vez te enamoras del lugar. Se experimenta una paz fuera de lo común, y lo que es más extraño: un silencio insólito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *